Inicio‎ > ‎Educación‎ > ‎Artículos‎ > ‎

¿Una mega nave espacial de un kilómetro de longitud?

publicado a la‎(s)‎ 14 oct 2021 5:21 por Plataforma Sites Dgac
China está investigando cómo construir naves espaciales muy grandes, de hasta un kilómetro de largo, informó un artículo publicado por Live Science en la revista Scientific American el 2 de septiembre de 2021.
Representación artística de una nave espacial gigante. Imagen extraída de IGN Boards.
El proyecto, que pareciera sacado de una obra de ciencia ficción, es parte de un llamado general para propuestas de investigación de la Fundación Nacional de Ciencias Naturales de China, administrada por el Ministerio de Ciencia y Tecnología del gigante asiático.

Un resumen sobre la investigación publicada en el sitio web de la fundación describe a naves espaciales enormes de ese tipo como un “importante equipamiento aeroespacial para el uso futuro de recursos espaciales, la exploración de los misterios del universo y la vida en órbita a largo plazo”.

Según el ex científico de la NASA Mason Peck, el proyecto no es tan descabellado como podría parecer y su puesta en marcha tiene que ver más con un tema de ingeniería que de ciencia fundamental.

“Creo que es completamente factible”, declaró Peck a Live Science. “Yo describiría a los problemas aquí no como impedimentos insalvables, sino como problemas de escala”, agregó el científico, que ahora es profesor de ingeniería aeroespacial en la Universidad de Cornell.

La Fundación Nacional de Ciencias Naturales de China quiere que los científicos investiguen sobre nuevos métodos de diseño ligero para limitar la cantidad de materiales de construcción que tengan que ser puestos en órbita, además de nuevas técnicas para ensamblar estructuras tan grandes en el espacio de manera segura.

Costo y factibilidad

Si logra ser financiado, el estudio de factibilidad tendría una duración de cinco años y contaría con un presupuesto de 15 millones de yuanes chinos, equivalentes a 2,3 millones de dólares.

Según Peck, el desafío principal tendría que ver con los enormes costos asociados al lanzamiento de materiales al espacio. Puso como ejemplo la construcción de la Estación Espacial Internacional, que costó cerca de 100.000 millones de dólares y que tiene sólo 110 metros en su parte más ancha. Por eso, construir algo 10 veces más grande presionaría fuertemente hasta a los presupuestos nacionales más generosos.

Michael Lembeck, un profesor de ingeniería aeroespacial en la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, considera que construir una estructura como esa podría ser posible técnicamente, pero no cree que sea factible desde un punto de vista práctico.

“Es como si habláramos de construir la nave espacial Enterprise (de Viaje a las Estrellas)”, comentó a Live Science. “Es fantástico, no factible y entretenido pensar al respecto, pero no muy realista para nuestro nivel de tecnología” debido al costo, sostuvo Lembeck, que ha trabajado en programas espaciales tanto gubernamentales como comerciales.

Además, cree que considerando el modesto presupuesto del proyecto de investigación, lo más probable es que se trate de un estudio académico pequeño para comenzar a explorar la posibilidad de construir y operar una nave espacial gigante e identificar brechas tecnológicas que salvar.

Para Mason Peck, una de las aplicaciones más prometedoras para una estructura como la que quieren construir los chinos sería de carácter científico, como albergar un telescopio espacial que podría detectar características en la superficie de planetas en otros sistemas solares.

“Eso podría ser transformador para nuestro entendimiento de planetas extrasolares y potencialmente sobre la vida en el Universo”, comentó el científico.

Fuente: Edd Gent, para Live Science, publicado por Scientific American.
Comments